No me canso de repetirlo todas las semanas (quizá para que no se me olvide), esta es una búsqueda heurística en el campo de la arquitectura. Como ya he dejado ver en varias ocasiones, no pretendo encontrar el relato, sino las herramientas para su construcción individual, continua y cambiante, convencida de que la heurística se conformará y nos conformará mientras vamos haciendo. Cada semana, una herramienta de metaarquitectura que intenta sortear los peligros de la decadencia a veces asociada a la autoreflexión.

tim_image-225x300Para mí, la manera de hacerlo está teniendo dos componentes:

  • tener una visión emprendedora de la arquitectura, por tanto no la vería como una disciplina ni un “objeto” sino un campo en el que aprender, innovar y reflexionar haciendo. De ahí las referencias a Las Indias que, en el campo de la consultoría de innovación (y otros muchos), son un gran ejemplo de emprendedores reflexivos;
  • y la reflexión práctica apoyándome, en el envolvente trabajo de Tim Ingold, que, aun siendo antropólogo o precisamente por ello, aporta como nunca antes había visto conceptos y métodos de reflexión muy útiles para los trabajos creativos

Las razones se van viendo en los distintos artículos, pero quería hacer hincapié en dos muy importantes (más guiones… ;)):

  • Su programa de investigación pretende “traer las cosas de nuevo a la vida, enredándonos creativamente en un mundo material”. No es en balde que su trabajo haya sido recibido en la academia antropológica latina como un neo-materialismo. Yo me atrevería a ir quizá demasiado lejos y asimilarlo al neo-vitalismo de Braidotti y Deleuze y Guattari. Desde ellos el cuerpo volvió. Lo que diferencia y nos es útil de Ingold es que lo trae de vuelta “en la práctica”, en la forma de los materiales con los que hacemos el mundo y nos hace. Con una visión muy “constructiva” o, como quizá preferiría él, de crecimiento.
  • Ingold es un atropólogo que busca una antropología más activa que aprenda desde dentro, con las cosas y la gente mientras crecen. No simplemente observándolas. Para ello hace interesantes incursiones prácticas en las artes, la arquitectura y el diseño. Si para los antropólogos esto se convierte en prácticas reflexivas, para arquitectos y artistas podemos darle la vuelta y tener reflexiones prácticas. Es decir, herramientas de acción, que son lo que buscamos.

Por ejemplo, la semana pasada veíamos como las técnicas y herramientas con las que hacemos nos hacen, si las dejamos.

Así, reflexionar prácticamente sobre nuestras técnicas de trabajo nos permite avanzar en nuestra heurística: ¿en qué arquitecto nos convierten?. Al mismo tiempo que avanzamos en las construcciones en que trabajamos: ¿qué arquitectura nos permiten hacer?

10 comments on “¿Por qué Tim Ingold? (de nuevo)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *